Imprimir esta página

CRISTIAN AVILES / Marca Arte España

Estudia bellas artes e investiga durante varios años sobre técnicas, materiales y procedimientos pictóricos asesorado por el restaurador Claudio Cortés.

En 1999 obtiene una beca de postgrado en la Fundación Arte y Autores Contemporáneos (Arauco) donde profundiza en su formación académica, bajo la asesoría del pintor Guillermo Muñoz Vera.

En su obra la investigación y experimentación plástica ha desarrollado diferentes cambios estilísticos a lo largo de su trayectoria artística.

Realiza una reinterpretación de la realidad en el cual se aprecia el intento por desarrollar una obra de carácter universal donde no se vislumbra una traducción local y temporal de la realidad, sino que por el contrario, él busca elaborar una obra anacrónica en donde la imagen no está encasillada en un espacio físico temporal determinado, intentando lograr de esta manera una atmosfera trascendente y poética. Sus pinturas no manifiestan un Realismo cartesiano, empírico o científico, Avilés suprime objetos anecdóticos, modifica herramientas intrínsecas del lenguaje de la pintura, como el color, el claroscuro y la composición para lograr desarrollar una obra más interesante desde el punto de vista plástico y expresivo.

El tema en su obra de no se estructura desde un punto de vista literario; elije sus motivos para pintar en la medida que estos le cautivan, y le permiten elucubrar y divagar a través de la pincelada, y ante todo le permiten expresar el “yo” del artista que se manifiesta con una ejecución y traducción subjetiva de la realidad. En la ejecución de sus pinturas el gesto y la mancha cumplen  una gran importancia ya que producen una impronta cadenciosa y expresiva que deja su huella intermitente en el lienzo.

Utiliza el óleo con diferentes densidades para traducir las diversas  materialidades, es frecuente el uso de veladuras muy diluidas y transparentes para emular la sensación líquida, etérea y dinámica del agua, contrapuestas con empastes densos y corpóreos.

La composición generalmente se estructura en retículas horizontales y verticales donde Avilés busca la bidimensionalidad del cuadro. En reiteradas ocasiones la línea de horizonte se sitúa en la superficie superior del cuadro  donde el claroscuro y la vibración de luz cumplen un rol protagónico para romper y articular la monotonía del plano.

 

 

cristianaviles (1).jpg cristianaviles (2).jpg cristianaviles (3).jpg

cristianaviles (4).jpg cristianaviles (5).jpg cristianaviles (6).jpg

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Ver Politica